Sábado, Septiembre 24, 2022
InicioOpiniónDÍA INTERNACIONAL DE LA MUJER RURAL

DÍA INTERNACIONAL DE LA MUJER RURAL

El Día Internacional de la Mujer Rural fue establecido por las Naciones Unidas en diciembre de 2007, se lo celebró por primera vez el 15 de octubre del 2008, tiene como objetivo el reconocimiento del papel de las mujeres en el desarrollo, seguridad alimenticia y la erradicación de la pobreza.

Según datos del INEC (Instituto Nacional de Estadísticas y Censos), del total nacional de la población, el 37,2% se ubica en las zonas rurales, y de este porcentaje, el 49.4% son mujeres.

Las mujeres rurales en el Ecuador son un pilar fundamental en la economía del país, trabajan largas jornadas en la agricultura, la ganadería, la silvicultura y la pesca, sin dejar de lado los múltiples roles que por el hecho de ser mujer les toca asumir; son amas de casa.

Las mujeres rurales son dignas de admiración, en la mayoría de los casos no cuentan con tierras propias, maquinarias, ni seguridad social, pero a pesar todos los obstáculos se levantan día a día a sembrar, a cosechar, los alimentos que llegan a la mesa de nuestros hogares. Como consumidores, muchas veces no apreciamos el esfuerzo que hay detrás de cada uno de los productos del campo.

La mujer rural no es solo trabajo duro en el campo, también es la mujer que lava su ropa en la quebrada, la que trabaja largas jornadas bajo sol, lluvia y luego llega a casa cansada, pero con una gran sonrisa para atender primero a sus hijos con cariño antes que a ella, porque también es madre y ese rol no se le quita nadie.

LA MUJER RURAL es el vivo ejemplo de amor, de constancia, de esperanza, de emprendimiento, de lealtad a la Pacha Mama (Madre Tierra), en sus manos se refleja el sacrificio y valor.

Las mujeres rurales son claves para conseguir los cambios económicos, sociales y ambientales para el desarrollo sustentable del país, a través de sus emprendimientos y mano de obra agrícola generan alternativas monetarias fundamentales para el bienestar de sus familias y comunidades, ayudan a la reactivación y productividad económica en general, permitiendo que la actividad agrícola se mantenga activa en nuestra sociedad.

Gabriela Solís – Corresponsal en Galápagos.

Publicidad

IMPORTANTE

Las opiniones expresadas en este espacio son de exclusiva responsabilidad de quienes las emiten y no necesariamente corresponden a la posición editorial de Infograma, ni representan las posturas individuales de sus participantes.

Revisa más en Políticas y Términos de Condiciones

Artículo anteriorEL TREN DE RIOBAMBA
Artículo siguienteOPORTUNIDAD
Adriana Gabriela Solís Rivero
Adriana Gabriela Solís Rivero
Corresponsal en Galápagos

Más Popular

Aquí también escribe

Andrea León García
40 Publicaciones0 COMENTARIOS
Benyamira Rosales
21 Publicaciones0 COMENTARIOS
Erick Salazar Ponce
11 Publicaciones0 COMENTARIOS
Fabricio Guerrero Ronquillo
17 Publicaciones0 COMENTARIOS
Fernando Insúa
25 Publicaciones0 COMENTARIOS
Gabriela Serrano Soto
14 Publicaciones0 COMENTARIOS
Grace Sarmiento
2 Publicaciones0 COMENTARIOS
Jorge Franco
14 Publicaciones0 COMENTARIOS
Karin Centeno
45 Publicaciones0 COMENTARIOS
La Lechuza
13 Publicaciones0 COMENTARIOS
Leyla Guevara
2 Publicaciones0 COMENTARIOS
Maderero del Sol
307 Publicaciones0 COMENTARIOS
Nicolás Brito Grandes
109 Publicaciones0 COMENTARIOS
Ramón Sonnenholzner
1 Publicaciones0 COMENTARIOS
VOZ CIUDADANA
16 Publicaciones0 COMENTARIOS
Ximena Arzube
50 Publicaciones0 COMENTARIOS